miércoles, 28 de noviembre de 2012

un super clásico "El Diario de Adan y Eva", Mark Twain


 del diario de Eva:

“Habló… Escucharlo me produjo un escalofrío. Es la primera vez que oigo una voz humana, por supuesto, aparte de la mía. No presté atención a lo que dijo, pero sus frases parecían muy elocuentes.
Descubrir que tiene el don de la palabra reavivó mi interés en él, porque me gusta conversar. Hablo desde la mañana hasta la noche, y sigo hablando cuando duermo.
Soy muy interesante, pero lo sería más todavía si tuviera alguien con quien conversar. Entonces creo que si me dejaran, nunca pararía de hablar.”

"Mi primera impresión al verlo fue de miedo. Cada vez que él me miraba, yo salía corriendo, porque creía que enseguida me cazaría.

Pero poco a poco fui advirtiendo que su único deseo era el de alejarse, así que cuando pude superar mi timidez, lo seguí a una distancia de veinticinco pasos, con una asiduidad que terminó por ponerlo nervioso e intranquilo. Y finalmente, en el colmo de la exasperación, se subió a un árbol.
Esperé un rato largo, y al ver que no bajaba, regresé a casa."

del diario de Adán:


"Esta nueva criatura, de largos cabellos, es bastante molesta. La encuentro por todas partes y me sigue siempre. Detesto que haga eso. No estoy acostumbrado a estar en sociedad.

Quisiera que se quedara con los demás animales. Hoy es un día gris, el viento sopla del Este. Creo que "nosotros" vamos a tener lluvia. Dije "Nosotros", ¿dónde habré aprendido esa palabra? Ahora lo recuerdo, la aprendí de esta nueva criatura.

Me construí un refugio para defenderme de la lluvia; pero es imposible conservarlo para mi uso exclusivo.

La nueva criatura se ha refugiado en él; y cuando quiero echarla, le brota un manantial por cada uno de los dos agujeros que tiene en la cabeza para mirar.

Se enjuga el agua con el dorso de su pata o deja oír un gemido lastimero, parecido al de los demás animales cuando están en peligro".

“Si le fuera posible quedarse quieta y permanecer tranquila por lo menos dos minutos, creo que su rostro me produciría un efecto de agradable serenidad.
Estoy seguro, porque pude darme cuenta de que es una criatura deliciosa, por pequeña, por esbelta, por frágil, por redondeada, por delicada, por graciosa.

Recuerdo un día que la vi sobre una piedra lisa y brillante que usaba como plataforma. … Ese día descubrí la belleza femenina.”

jueves, 22 de noviembre de 2012

las cargas - tarot osho zen

"Cuando cargamos con un montón de "tendrías que o no tendrías que", impuesto por los demás, nos volvemos como esta figura andrajosa y esforzada que está tratando de subir montaña arriba. "Vé más rápido, esfuérzate más, llega a la cumbre!" le grita el tirano que lleva sobre sus hombros (estúpido a su vez pues él mismo carga con un arrogante gallo).

Si en estos días la vida parece que no fuese más que una lucha desde la cuna hasta la tumba, puede que sea el tiempo de sacudir los hombros y ver qué tal te sientes caminando sin estos personajes sobre tu espalda.

Tienes tus propias montañas por conquistar, tus propios sueños que cumplir, pero nunca tendrás la energía para conseguirlo a menos que te liberes de todas las expectativas procedentes de los demás y que ahora piensas que son tuyas. Probablemente sólo existen en tu propia mente, pero ello no quiere decir que no puedan agobiarte. Es el momento de aligerarte y enviarlas a paseo."


miércoles, 21 de noviembre de 2012

NOTA ABUELOS

participé en esta nota, 
me gusta el tema,
valoro muchísimo la abuelidad, la celebro!!!
tener abuelos importantes, referentes, amorosos es de las mejores cosas que te dá la vida!!!

http://www.clarin.com/buena-vida/tendencias/Abuelos-amigos-mayores_0_810519207.html
 

martes, 20 de noviembre de 2012

SER MADRE

Ser madre es Ser más allá de una misma,

Ser madre es saber de amores inmensos como el universo,

Ser madre es ser casa, guarida, colchón, almohada,
mantita que abriga,
red que sostiene,
agua que calma.

Ser madre es ser garantía, ciencia, prueba y error y todo junto,

Ser madre es sentirse a cargo de los bienes más preciados de la vida,

ser madre es ser testigo cercano de lo perfecta que es la vida,

ser madre es no poder zafar nunca más de la finitud,

ser madre es poder más por otros que por una misma,

ser madre es vivir eternamente agradecida,

ser madre es el mayor privilegio de esta aventura,

ser madre es ser la naturaleza misma en expresión pura,

ser madre es quedar partida para siempre,

ser madre es vivir enamorada,

ser madre es despertarse con pluses de sentido,

ser madre es tan simple y tan complejo como la vida misma,

ser madre es convivir con pasiones desatadas, puras, masivas, intensas, poderosas,

ser madre es soportar que el corazón se vuelva volcán en erupción permanente,

ser madre es mucho, es enorme, es intenso, fascinante, desgastante, demandante, exquisito, irrenunciable, alucinante, milagroso y hermoso!!!

escrito de hace unos años, muy mio, sentido, presente, eterno.

martes, 6 de noviembre de 2012

sacerdotisas, hechiceras, brujas... para siempre!!!

Palabras que dicen cosas... textos iniciáticos,  
momentos más que enormes... 
vivencias para siempre...

"cuánto tiempo es para siempre?..."


"Curar era parte del trabajo de la sacerdotisa.
Soy sacerdotisa, mi cuerpo me pertenece para honrar a la Diosa. Esto es auténtico y sagrado."

"Bebe. Una sacerdotisa debe conservar su fuerza y su voluntad."

"Tendría que pasar las barreras del miedo sin ayuda, como todos los que se enfrentaban a la prueba definitiva. Y para afrontarla tenía que estar de acuerdo en hacerlo." 

de "Las Nieblas de Avalon", M Zimmer Bradley



"La hechicera de la aldea era una experta en la magia de la naturaleza, la curación y las relaciones entre las personas, y tenía la capacidad de interactuar con las estaciones, su propio ciclo menstrual y su intuición; ayudaba y guiaba a sus semejantes en lo concerniente a la vida y la muerte, actuaba como iniciadora y transformadora valiéndose de rituales de transición y dirigía ceremonias extáticas."

de LUNA ROJA, Miranda Gray


jueves, 1 de noviembre de 2012

abuelos y algo más...

En estos días fui consultada por temas asociados a los vínculos con los abuelos, lo cual me lleva a lugares emocionales fuertísimos cuando conecto con los mios, 
y a celebrar que mis hijos tengan los suyos de mi parte,

me acordé de un post que escribí en mi blog anterior, me gustó releerlo, cómo pasa el tiempo!!!


Los abuelos dicen cosas que ahora las escucho y me llegan a resultar graciosas,
sí digo ahora,

ahora que ya tengo tres hijos y no doy abasto porque la vida se encargó una vez más de señalarme que todo no se puede,

ahora que entiendo mejor el sentido del paso del tiempo y que veo la riqueza de introducir ciertas diferencias de criterios en la crianza de mis hijos,

ahora que nada amenaza mi sensación de que la madre soy yo y sé lo que hago porque aprendí a creer en mi intuición,

ahora que puedo reconocer y agradecer y desear sus ayudas y cercanías con todo mi corazón,

ahora que veo cómo son los entramados generacionales y el valor que aportan, los que nos criaron, los que en algún momento fueron nuestros únicos referentes, la importancia y el lugar que tienen y que hay que poder darles,
y no porque todo en mi infancia haya sido color de rosa, para nada,

ahora que logro vislumbrar lo que se debe sentir si tus hijos tienen hijos que son tus nietos,
esto me quedó re claro un día que me encontré con Bruno Winograd y le comenté: - "me encuentro siempre con tu hijo y tu nieto por el barrio",
y él me contestó: - "querrás decir con mi nieto y el padre de mi nieto".

Cuando estaba embarazada de mi primer hijo, hasta les hice leer a los abuelos algunos libros de crianza, para que fueran entendiendo mis criterios.
Los amorosos los leyeron y me los comentaban con ilusión y expectativa. No sé cuánto les importaba lo que leían ni mis criterios, lo que sí se notaba era que estaban ávidos de poder estar cerca nuestro para recibir al nietito tan esperado.

En este momento estoy arriba escribiendo y los escucho a los chicos que están abajo jugando con los abus,

le dice Silvi a Bruno: "jamás un niño camina con un vaso de vidrio en la mano".

Mi mamá suele decirles cosas como: "a los grandes hay que hacerles caso siempre",

"eso no hay que decirlo ni en broma".

El abu un día le habló a Andi de la importancia de ponerse siempre el cinturón de seguridad, con una seriedad tal que Andrés cada vez que subimos al auto se asegura de que todos estemos bien atados.

Mamá y Silvi se fijan y comentan casi cada vez que los ven, si están más rellenitos o más flaquitos, o más altos, o con más picaduras, o con menos mocos.

Ni qué decir de cómo ambas miran si les enjuago bien el pelo cuando los baño, sé que piensan ¿si será que uso el agua estancada de la bañadera y no la que sale limpia del chorro, y por eso se lo ven en general tan opaco?.
A ellas les encanta bañarlos, creo que porque asi se aseguran de que los chicos quedaran bien enjabonados, limpitos y con los cabellos brillantes como corresponde.

Recién Andi y Bruno peleaban entonces el abu les citó al Martín Fierro "los hermanos sean unidos..."

¡Genial!.
Ahora me puedo reír tranquila de estos dichos y estilos, puedo ver lo bueno que es para los chicos escuchar esas cosas que dicen los abuelos.

"Cosas raras", cosas que los padres cuestionamos y criticamos, tal vez.

Puedo sentir que es enriquecedor para mis hijos, que los ayuda a aprender a pensar, a conocer, a flexibilizar, a relativizar y tantas otras cosas.

Últimamente me impresiono de cómo ahora entiendo tantas cosas del mundo adulto que hasta hace poco me parecían lejanísimas.

Me encuentro pensando y haciendo comentarios que en algún momento creí que nunca haría,
y no es que sea yo una persona conservadora ni tradicionalista, nada más lejos de mi.

¿Será que ahora que el lunes cumplo 38 años me puse más grande?,

¿será que Félix que el lunes cumple 10 meses me trajo mucha madurez?

Este año sentí la adultez como nunca antes lo había hecho en mi vida y está bueno.

de www.vamosviendo.com