sábado, 22 de noviembre de 2014

Juana la loca, intensidades y lecturas... gracias por los hábitos que supimos conseguir!!!

Agradezco a la vida que me haya tocado ser de esas personas que gustan de leer,
sumergirme en otras vidas, vibrar historias, intensidades ajenas que resuenan en mi mundo interno liberándome, haciéndome sentir acompañada, 
confrontarme con ideas elaboradas por otras mentes que invitan a pensar más allá de lo conocido, iluminando zonas por descubrir.

Cada vez que leo algo que me interesa intelectualmente o algo que me moviliza desde lo emocional, me siento afortunada por tener en mi maleta de recursos el placer por la lectura, habito que desde chica me abrió el mundo en todos los sentidos.

Hoy revalorizo y se me impone esta sanadora sensación habiendo terminado la bellísima novela de Giocoanda Belli "El pergamino de la seducción" versión de la historia de Juana de Castilla, Juana la loca. Cuánta pasión por la vida!

Me conmuevo totalmente ante estos testimonios de mujeres intensas que rompen las formas y quedan a cargo de sus amores, de sus deseos, de sus intenciones, de sus sinsabores, de sus renuncias, de sus luchas, sus batallas y sus triunfos, y es eso lo que hacen de su vida: puro ser! nada más y nada menos que ser hasta el fondo lo que son, alto destino!!!

La pasión y la intensidad que protagonicé junto a los personajes femeninos de esta historia, me acompañaron en días de esos en los que nada puede ser mejor que adentrarse en un relato que ayude a comprender las leyes de la vida, tan implacables como perfectas.

Unas poquitas citas darán cuenta de lo que expreso:

"Me enfurecía ser, desde tan niña, tan susceptible. A veces me abrumaba el miedo de que por mi tristeza nadie me quisiera".


"Concientes de lo poco que habíamos intervenido en los engranajes de nuestras vidas, intercambiamos, sin cruzar palabra, la certidumbre de que juntos descubriríamos nuevos usos para la libertad que nos concedería el matrimonio. Lo bien que se acoplaron nuestros silencios bastó para convencernos de que nos habíamos enamorado a primera vista".


"Pensé que era divertido que mis fantasías de niña se cumplieran así. No me había sentido vulnerable desnuda. Más bien experimenté mi piel como un campo magnético cargado de fluída energía. Aunque fuese una sensación nueva, mi instinto la reconoció".

"Extrañaba a mis criaturas. Imaginaba sus días, sus noches, y me dolían las yemas de los dedos por el deseo de acariciarlos".

"La tarde de campo, el olor de las encinas y los pinos, era jugo de la vida azotando mis pulmones sedientos de espacio abierto".



viernes, 21 de noviembre de 2014

entre el cachetazo y la iluminación: la psicoterapia, gran valor!

En una nota radial que me hicieron hace poco, a propósito de mi ser psicóloga y co-autora del libro "Hijos sin dios", el entrevistador me confrontaba con el conocido enunciado: "mi hijo nunca necesitó ir al psicólogo, un cachetazo y a otra cosa y mirá lo bien que me salió!", comentario más que estimulante por todo lo que me llevó a reflexionar y develar.

Lo primero que sentí fue "qué pena!", pobres esos hijos que aprendieron a los golpes!, seguro son los mismos a los que les decían que los hombres no lloran y que hay que ser fuerte para que te vaya bien en la vida, apagando así toda noción de reconocimiento sobre la tan humana vulnerabilidad.

Qué gracia la nuestra de poder criar en esta época en la que los valores de respeto y amorosidad son los que priman en todos los vínculos! Personalmente me hace feliz saber que niños, jóvenes y adultos consultan psicoterapeutas con la intención de ser mejores personas y con ánimos de vivir mejor, de revisarse, de darle espacio a sus penas, sinsabores, cuestionamientos y conflictos. En el animarse a confiar en que alguien más que uno mismo puede ayudarnos en este tránsito, ahí también veo un salto evolutivo. Crecer en la frecuencia del compartir las emociones con naturalidad, enfocar las penas no solo las glorias, iluminar las zonas oscuras de los mundos internos. Pura expansión personal y de la conciencia!
"Quien mira hacia afuera, sueña; quien mira hacia adentro, despierta" Jung

Agradezco vivir en esta época en la que ir a psicolog@s es un plus en la búsqueda del bienestar existencial, en la que no está mal tener que revisar nuestro modo de accionar y situarnos en la vida. Era muy chica cuando decidí estudiar psicología, lo hice principalmente porque desde siempre quise comprender "qué le pasa a la gente por adentro?". Ser psicóloga me nutre de sentidos, además de la satisfacción por los maravillosos viajes compartidos con la gente que decide aventurarse en sus vericuetos personales, por todo lo que iluminamos cuando nos animamos a mirarnos de frente a nosotros mismos, a no conformarnos con nuestras limitaciones, a aprender que se puede evolucionar y desafiar patrones automáticos que nos dejan girando en falso, "chupando un palo sentados sobre una calabaza" diría mi querido Serrat.

Habitamos en este tiempo un presente lleno de recursos en pos de la autosuperación, en el que accedemos a decires y miradas muy sabias sobre el sentido de la vida. Es un privilegio para los que nos servimos de esas herramientas que facilitan la travesía de la encarnación con integridad y en búsqueda de la plenitud. El único peligro que le encuentro a las cosmovisiones esotéricas es que en la ilusión de la iluminación nos perdamos de nosotros mismos, nos olvidemos de que la clave está en el autoconocimiento. "Conócete a ti mismo" altísima convocatoria del Oráculo de Delfos.  
No perdamos de vista que si somos humanos encarnados la iluminación es un "hacia donde ir" que nos guía, pero el viaje se realiza en estos cuerpos tan sagrados como atiborrados de impulsos y animalidad.

Atención guerreros: la linea entre la sabiduría y el letargo es muy delgada. Ahí es donde la perspectiva "psi" (que interviene a nivel del psiquismo, valga la redundancia) se hace presente y convoca a colaborar en que cada uno pueda ser protagonista de su destino honrando sus dones, los mejores recursos que nos fueron dados.


viernes, 14 de noviembre de 2014

Nietzsche y su power Aforismo: “El peso más pesado o peso formidable”

digo que sí, que sí, que sí!!! 
viviría eternamente lo mismo, porque mi ser me convoca a la autenticidad en cada paso y así vivo esta encarnación que me flashea, 
con sus luces y sus sombras, con sus gracias y sus espantos,
imposible decir no! 

si esta aventura es lo más de lo más!!!

«Suponiendo que un día, o una noche, un demonio te siguiera a tu soledad última, y te dijera: esta vida, tal como la has vivido y estás viviendo, la tendrás que vivir otra vez, otras infinitas veces; y no habrá en ella nada nuevo, sino que cada dolor y cada placer y cada pensamiento y suspiro y todo lo indeciblemente pequeño y grande de tu vida te llegará de nuevo, y todo en el mismo orden de sucesión, también esta araña y este claro de luna entre los árboles, y este instante, y yo mismo. El eterno reloj de arena de la existencia es dado la vuelta una y otra vez, ¡y tú con él, polvillo de polvo! Suponiendo que así te hablara un demonio, ¿te arrojarías al suelo rechinado los dientes y maldiciendo al demonio que así te habló? O has experimentado alguna vez un instante tremendo en el que contestarías: “¡eres un dios y jamás he oído decir nada tan divino!”. Si esa noción llega a dominarte, te transformará y tal vez te aplastará. ¡La pregunta ante todas las cosas -¿quieres esto otra vez, infinitas veces?- pesaría como el peso más pesado sobre todos tus actos! O si no, ¿qué categóricamente tendrías que llegar a decir sí a ti mismo y a la vida para no aceptar nada más anhelosamente que esta ratificación última, eterna?»

Nietzsche. power!!!



la pintura es Dani Dan, 
una más de las razones de mi vida por las que digo que sí eternamente!!!

jueves, 13 de noviembre de 2014

a propósito del polémico artículo sobre el "masaje de yoni" que compartí en mi muro de facebook

me llegan mensajes, consultas y comentarios al respecto...

Lo más verdadero que puedo decir es que mi intención y mi propósito al compartir dicho artículo (que no es de mi autoría) fue la de expandir conciencia sobre la sexualidad femenina y sus dones, 
colaborar en la difusión de miradas despojadas de prejuicios oscuros acerca de la sexualidad humana
aportar datos para que podamos iluminar la experiencia sexual alejada de los mandatos culturales obsoletos. 

Siento que es un privilegio vivir en la época que nos toca, acercándonos a la gracia de experimentar la sexualidad como el espacio sagrado que realmente es, 
al que accedemos tan naturalmente si logramos dejarnos ser en el amor, si acotamos los miedos, si confiamos en las leyes de los cuerpos, si nos entregamos desde el alma.

La primera vez que escuche la palabra "Yoni" me pareció tan hermosa y digna de nombrar esa parte del cuerpo de la mujer que cada vez que la leo o la escucho soy feliz! cómo no compartirlo?!

"El alma es un actor sagrado, un verdadero yo entero en acción. El desafío de vivir en la iluminación no es conseguir la tranquilidad en soledad monástica sino representar a nuestro verdadero yo en el mundo cotidiano." de Gabrielle Roth, sintonía a pleno siempre! 

dicho artículo: http://vermarodriguez.com/2014/06/19/masaje-de-yoni/

viernes, 7 de noviembre de 2014

pendulamos...

Me gusta vislumbrar que somos más que intentos,
festín de subjetividades en vías de encuentros y desencuentros,
danzas de almas que juegan...
a veces a las escondidas,

lo que nos salva es que las reglas sean claras, honestas y amorosas,
que nos sintamos cómodos en las formas,
más ser y estar brindando lo mejor de cada uno
y menos expectativas de lo que al final qué importa qué sea...

nada es perfecto o todo es perfecto así porque es?

pendulamos...
y en cada nuevo ciclo una posibilidad renovada,
invitación de luna llena, 
vamos por más?

somos capaces de reciclarnos a nosotros mismos por el bien de todos y cada uno?
o es solo una ilusión de la emoción?

Ya van varias veces en los últimos tiempos que me escucho diciéndoles a mis hijos:
"cuando sean grandes se van a acordar... ... ..."
clara señal de que estoy creciendo mucho, 
y sí... nos vamos poniendo viejos,
viejas brujas sabias? viejos grandes hombres?

el destino no da tregua???

lo que no quisiera es quedarme sin plantar un árbol.